jueves, 27 de diciembre de 2012

Descubriendo interiorismo comercial

Muchas veces, cuando nos encontramos en algunas conocidas tiendas de ropa, nos centramos en encontrar aquella prenda que buscábamos, pero no nos damos cuenta del sentimiento del entorno que nos rodea, del alineamiento estratégico, de las horas de proyección y trabajo para hacer del habitat que nos rodea en ese momento, una imagen fiel más de la marca que representa. Nos adentramos en el interiorismo comercial.

Vista de tienda europea




Sin tener en cuenta el plan estratégico de la empresa y hacer que la propia imagen arquitectónica de la tienda refleje los valores de la marca, el simple pensamiento de querer destacar con respecto a la competencia, de crear un entorno cercano para el usuario lleno de detalles, luces y colores cobran fuerza gracias al interiorismo comercial. 

Hay que valorar este esfuerzo por parte de las marcas y empresarios, pero también es una exigencia de un mercado cada vez más exigente y un usuario más preparado y que espera siempre algo más.

Hoy en día, además de crear estilo y tendencia, la imagen de las marcas, como de cualquier persona se refleja en lo que vemos, en lo que viste, en lo que lleva puesto. Por ello, si por como vestimos, por como es nuestra vivienda intentamos proyectar nuestra imagen, con más fuerza debe de proyectarse en cada establecimiento, siendo reflejo de la marca que proyecta.

No tendré que comentar el caso de ninguna conocida empresa, ya que cae por su propio peso...

Vista de tienda europea




No hay comentarios:

Publicar un comentario